Inicio Crónicas Pablo Atienza pierde la puerta grande por la espada en una gran actuación